viernes, 16 de noviembre de 2007

Peluca Telefónica

Si agarramos a Charly, Pedrito Aznar y el Flaco Spinetta, los encerramos en una sala de grabación después de saber que SADAIC está intervenido y que solo cobraran una renta mensual y les decimos que se pongan a Zapar, sale algo así...

No le debo nada a Entel.
Me cuido la nariz.
El silencio termina mañana.
Me voy a despedir, chau.

El tiempo que yo soñé
es la eternidad, es la dulce fe
de que sigas conmigo por siempre,
por siempre por aquí.

Y cuando encuentro un amigo
lo tengo que buscar.
Y voy al supermercado
buscando un capataz.

El sueño que yo soñé
es la humanidad, es la humanidad.
El poeta tenía razón,
la balsa hay que tomar.

¡Cortenla! ¡Déjennos vivir en paz!
¡Sáquenla! ¡Sáquenla un poquito!
¡Sáquenla un poquito!

Cuando vuelvo a mi casa temprano
me tengo que tomar
un litro de vino prestado
que no pienso pagar.

El día que estoy aquí,
ese amanecer, es dónde querer
y mirar tus ojos de un ave
viajando hacia mí.

Telephone, tiráte ya del trampolín.
Papelón, sacáte la gomina,
pelá sin brillantina.

Ya no tengo monedas de nylon.
Perdí mi peluquín.
Me sigo pavimentando
y llegaré hasta el fin.

¡Alegría!
Quiero ver tu foto en los diarios
riendote porque...

3 comentarios:

Pasajera En Trance dijo...

amo esta cancion...

Recontra dijo...

Peluca habla de la cocaína, lo se (?)

Ivana Carina dijo...

ENTEL! tuve mi primer teléfono de línea gracias a Entel! jajajaa!!!
Hacía mucho que no "escuchaba" estas canciones!!! (sip.. las leo y en mi cabeza suenan!) (estoy loca, lo sé! pero felizzz!!!)
¡¡Grande Charly!!!
Besotes Bruce!!!
Patagónica melancólica!!!

Mucho se habla de la capacidad compositiva musical de Charly. Aca hablamos de su capacidad para escribir los versos más conmovedores, más románticos, más comprometidos, más satíricos y mas irónicos de la música en castellano.