lunes, 7 de enero de 2008

Nuevos Trapos

A mediados de 1983 y cuando el gobierno de facto argentino ya se estaba ahogando en sus propias contradicciones, Charly hace un profundo y brutal análisis de la sociedad argentina. El sonido tecno de todo el disco (puramente vanguardista) representaba de algún modo la cultura de la época en la que todos preferían ir a boliches a bailar y pasarla bien que mirar lo que sucedía alrededor. Los exiliados, la posguerra de Malvinas, los listados de desaparecidos, los tabúes, todo se da lugar en este álbum único.

Daría cualquier cosa por amar,
daría cualquier cosa por poderte
dar un poco más,
más de lo que puedo dar.

Pero a la vez quiero decirte que
te encargues de tu vida porque yo
no soy mejor que vos,
vos no sos mejor que yo.

Y aunque cambiemos de lugar las trincheras,
y aunque cambiemos de color las banderas,
siempre es como la primera vez.

Y mientras todo el mundo sigue bailando,
se ven dos pibes que aún siguen buscando
encontrarse por primera vez.

Habiendo compartido aquel terror,
habiendo convivido
en esa desolación total,
ya no es necesario más.

Y aunque cambiemos de lugar las trincheras,
y aunque cambiemos de color las banderas,
siempre es como la primera vez.

Y mientras todo el mundo sigue bailando,
se ven dos pibes que aún siguen buscando
encontrarse por primera vez.

2 comentarios:

MAROJUNO dijo...

pos desde que me pasate esta canción...no sé que tiene pero me dan ganas de bailar...jaja

Bruno dijo...

Dance, ro, Dance

Mucho se habla de la capacidad compositiva musical de Charly. Aca hablamos de su capacidad para escribir los versos más conmovedores, más románticos, más comprometidos, más satíricos y mas irónicos de la música en castellano.